Contenido inteligente, un paso para mejorar la experiencia de tus clientes

Descubre una herramienta de marketing que permite acercarte a tus clientes potenciales con mensajes más personalizados y eficaces.

Miércoles 16 de noviembre de 2016 — Crear contenido inteligente –personalizado– es una de las tendencias actuales de marketing en las empresas, sobre todo por su potencial para atraer y cautivar a la audiencia objetivo. De hecho, un estudio de HubSpot, firma líder en inbound marketing, reveló que el rendimiento del contenido orientado al usuario fue 42 por ciento mejor que el genérico, ayudando a construir relaciones positivas con los visitantes en páginas web.

Conocido también como smart content, éste es contenido diseñado especialmente para tus consumidores, considerando la etapa del proceso de compra en que se encuentran. Consiste en mostrar mensajes individualizados, dependiendo de si es la primera vez que te visitan o si son clientes frecuentes.

¿Cómo funciona?

Cuando alguien entra a tu sitio web por primera vez, lee información general sobre tu empresa. Pero, a medida que regresa a tu página o blog y deja sus datos, el contenido evoluciona: cambian los temas, la forma y el diseño de acuerdo a los intereses y necesidades del usuario.

De esta manera, puedes recibir a tu cliente saludándolo por su nombre, ofrecerle descuentos exclusivos o mostrarle productos especiales, por ejemplo, en México si sabes que ése es el país donde vive. Esto permite ofrecerle una experiencia más personal e influye en su decisión de compra.

Para lograr una estrategia exitosa puedes usar un sistema de optimización de contenido (COS, por sus siglas en inglés), que recaba información de las visitas web, así como datos de los términos más buscados en tu sitio y los formularios que llenan para descargar algo de forma gratuita.

¿Temes que no funcione con las personas que navegan en modo incógnito? No te preocupes, el sistema también identifica su ubicación, el dispositivo que utilizan –computadora, smartphone o tablet– y la fuente de tráfico (la manera en que llegaron a tu sitio web).

Normalmente, el contenido inteligente se utiliza en puntos de contacto con el cliente como las páginas web, correos electrónicos y landing pages (que aparecen después de dar clic a un enlace). Mientras más conozcas sobre tus consumidores, será más fácil definir tus principales medios de comunicación y desarrollar mensajes cercanos a lo que buscan.

Además del smart content, que se automatiza gracias al COS, lograrás una estrategia efectiva si lo combinas con otras tendencias de marketing como el contenido basado en SEO o los videos online, que funcionan muy bien en publicaciones de Facebook, posts de blog e historias de Snapchat, por nombrar algunos ejemplos.

Gracias a este sistema puedes dar un toque personal a tu marca y ofrecer una experiencia de usuario menos robotizada. El objetivo, además de distinguirse de la competencia u obtener mejores rendimientos, es hacer que los clientes deseen regresar contigo.